Tierra Adentro

Espacio personal, cuaderno digital, letras sin fin...

Quiero dedicarles con toda mi solidaridad, un poema de Otto René Castillo, que resume en mucho el sentir de los Universitarios, docentes, administrativos y personal de servicio, que durante el Conflicto Armado Interno, fueron testigos de primera línea de la construcción de la Autonomía Universitaria.  Que imagino recuerdan a sus compañeros caídos en la lucha por reinvindicaciones sociales, como nuestro plan de prestaciones y que lucharon por tener una jubilación digna.

DE LOS DE SIEMPRE

Usted,
compañero
es de los siempre.

¡De los que nunca
se rajaron,
carajo!

De los que nunca
inscrustaron su cobardía
en la carne del pueblo.
De los que se aguantaron
contra palo y cárcel,
exilio y sombra.

Usted,
compañero,
es de los de siempre.

Y yo lo quiero mucho,
por su actitud honrada,
milenaria,
por su resistencia
de mole sensitiva,
por su fe,
más grande y más heróica
que los gólgotas
juntos
de todas las religiones.

Pero, sabe?
los siglos
venideros
se pararán de puntillas
sobre los hombres del planeta,
para intentar
tocar
su dignidad,
que arderá
de coraje,
todavía.

Usted,
compañero,
que no traicionó,
a su clase,
ni con torturas,
ni con cárceles,
ni con puercos billetes.

Usted,
astro de ternua,
tendrá edad de orgullo,
para las multitudes
delirantes
que saldrán
del fondo de la historia
a glorificarlo,
a usted,
al humano y modesto,
al sencillo proletario,
al de los de siempre,
al inquebrantable
acero del pueblo.

----------------------------------------------
POST SCRIPTUM

Condeno el editorial de Prensa Libre de hoy, que habla del deteriodo de la USAC porque las siguientes cosas son ciertas, y saben sus nombres pero como siempre en un periodismo, indigno, no independiente y comprometido, es más fácil hablar de un colectivo que individualizar y denunciarlos con nombres y apellidos.

1. Si es cierto que hay un grupo enquistado haciendo negocios. Y ustedes saben como se llaman.
2. Si es cierto que en todas la unidades académicas hay gente paninguneando las elecciones y que todos se quieren quedar para eternidad en los puestos de dirección. Saben también el nombre de esos pseudoacadémicos.
3. También es cierto que no se respetan las leyes universitarias y es un territorio sin ley.  Asaltos en jardines, robos de carros, robos dentro de las aulas, venta de drogas y otra cantidad de delitos.
4. También que hay una rosca de privilegiados que viajan y usan el presupuesto de la USAC, a su sabor y antojo.

Me opongo que escriba el editorialista de lo siguiente:

1. De una realidad que no conoce. Porque la pérdida de imagen en la crisis no es de la institución, si no de las autoridades.  Ellos si están en crisis y si se esta deteriorando su imagen, los nombres pasan, pero las instituciones no pasan.  El tiempo, les da su lugar en la historia. Por algo tenemos más de trescientos años de existir.
2. Que ataque a un grupo de personas despectivamente, criticando un discurso que ellos no han enarbolado de ricos y pobres.   El tema es no privatización y autonomía versus servicios por los que se cobran e intervención externa en cosas internas, (por cierto con fallos previamente amarrados). No es un discurso de lucha de clase, si no de defensa de una conquista social o pérdida de ese espacio para las nuevas generaciones de guatemaltecos que no van a tener dinero para pagar una Universidad Privada.
3. Que no tenga el valor de poner el nombre de esas autoridades a las que hace mención, a las que conocen y de las cuales omite su nombre y que incluso beneficia en la actual problemática en la parte noticiosa, con UNA CLARA DOBLE MORAL, dandóles espacios desmesurados incluso de dobles páginas y recuadros, para que se defiendan. Porque el editorial no es una simple columna, representa la posición del medio y de sus dueños, además de su tendencia ideológica.  Con techo de vidrio no deberían tirar piedras, les pueden caer los chayes en la cara.
4. A que no haga un aporte a solucionar la crisis llamando al diálogo, si no por el contrario, trata de hacer leña de un árbol que no esta caído, que se esta robusteciendo.  Porque debe haber una Reforma Universitaria, que le de participación a las Escuelas en la toma de decisiones y permitiéndoles participar en el CSU.   Y si necesitamos cambiar todas las normas, en especial el Reglamento de Elecciones y que no permita la reelección en ningún puesto.   La no reelección ni por una sóla vez, es una forma de garantizar la alternabilidad en la USAC, evitando que den horas por votos, puntos por votos y activen a egreados colegiados por votos, todo con el dinero de la USAC, como si fuera de ellos.

POR UNA UNIVERSIDAD DIGNA Y AUTONOMA.







Director ECC USAC

Compartirlo

Facebook

Lectores de Tierra Adentro

Seguidores